miércoles, 5 de noviembre de 2008

La derrota son unos ojos
que ya dejaron de mirarte,
es la sal de tus lágrimas
y el vacío que queda justo cuando caen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario