jueves, 29 de noviembre de 2012

MANOS DE LEJÍA



al lado de su cama, contenía a su esposo:
en la derecha.
a la izquierda se le acelera el pulso
y cortocircuitos en la tensión
almacenada en el trastero
de sus entrañas

cerradas a cal y canto.

debajo de la cama
un asesino en serie de sueños
-clavados en jirones de piel
al filo de hojas de calendario-
dando puñaladas a sus espaldas,
perforando la espuma del colchón
hasta lograr ensartarle el corazón
la cabeza y el coño.

ELLA entonces se quedaba dormida
y el calendario olía a su sangre
y el reloj
y la ropa interior del cajón

como bien podía se taponaba,
con sus manos de lejía,
las heridas
intentando quedarse dormida

y sólo así su voluntad y destino
se le orinaban encima

miércoles, 14 de noviembre de 2012

Hacerse la heroína



si esa joven camarera
se clavara la aguja en vena
para hacerse la heroína
se le picarían las muelas del juicio
la lengua se le haría de arena
los ojos de cristal
y el coño seco en un desierto
de 25 euros el polvo.

hasta enterrarse viva
a 1.69 cm de su estatura

me trae un café.
ella no sonríe. yo no sé sonreír.
ella no quiere hacerse la heroína.
todo está en paz

lunes, 5 de noviembre de 2012

Buenos Consejos





"trabaja duro y llegarás lejos"
le recordaban a Miriam
como tu tío, como tu abuelo
como tu prima
pero todos estaban ya muertos

y Miriam necesitaba de ginebra y
pastillas
para rezarle a sus difuntos

crían malvas al sol
mientras ella las arranca (las amapolas)
las seca se las mete
y se le olvida por un tiempo
el recorrido hasta el cementerio

"trabaja duro y llegarás lejos" es un buen epitafio

entre tanto sueña duro y revienta antes que te alcancen